“Levantaos, alzad la cabeza; se acerca vuestra liberación.” (Lc 21, 25-28.34-36)   “¡Levantaos!”. Este tiempo de adviento irrumpe invitándonos no solo a la...

Comienza el tiempo de Adviento, tiempo de espera, pero no cualquier espera, sino una esperanzada, no la rutinaria  de saber...

“Surgió un hombre enviado por Dios, que se llamaba Juan: este venía como testigo, para dar testimonio de la luz.” (Jn...