Séptimo día, fiesta del Redentor

séptimo suesa

Séptimo día, fiesta del Redentor

El séptimo día de la Semana de Oración por los cristianos perseguidos es el día del Redentor.

No coincide, más bien se ha hecho coincidir.
En este día, el séptimo (y el siete expresa plenitud), la Orden de la Santísima Trinidad está de fiesta, porque somos una orden redentora, una orden cuyo carisma es ayudar a aquellas personas que sufren el riesgo de perder su fe en Jesús. Un carisma muy actual en muchos lugares, y muy poco comprendido en otros.

Renovamos nuestro compromiso de orar por nuestras hermanas y hermanos cristianos perseguidos por su fe en Cristo. Nos empeñamos en tenerlos en nuestro corazón, y nos sirve su ejemplo, nos impacta su valor, y reconocemos también a aquellos que finalmente renegaron, que no pudieron continuar con tanto sufrimiento.

Jesús lee los corazones, ya sabe la verdad que hay en ellos.